Deportes

Análisis

Crónica de una muerte encuestada

El macrismo logró el último de sus objetivos de esta gestión. Luego de sacar a Riquelme, se cargó a Bianchi. Casualmente, sus dos caballitos de batalla a principios de 2013 para evitar el vendaval de insultos.

Lionel Pasteloff

@queenlionel

Lunes 1ro de septiembre de 2014 | 04:35

No fue post partido. Ni siquiera cara a cara. Daniel Angelici pasará a los libros como aquel que echó a Carlos Bianchi, el técnico más ganador de la historia del continente sin siquiera mirarlo a los ojos. Fue su tibieza la que le impidió ejecutar una directiva que había recibido más que decidido. La entereza del ex entrenador de Vélez le impidió al delfín de Macri concretar el despido que ya había determinado a la par de sus compañeros partidarios que integran la comisión. El Virrey pidió una chance de enderezar el barco, prometiendo irse si la cosa no funcionaba ante el club que lo vió nacer. El presidente accedió. Pero como ocurre habitualmente dentro de los círculos PRO, las certezas son endebles.

Esta vez no hubo encuestas. Sobre el final del torneo pasado, quienes gobiernan Boca tuvieron la osadía de interpelar al socio, consultándole acerca de la continuidad de Riquelme, sobre el desempeño de Bianchi. Fieles a los mandamientos del partido de color amarillo, pretendían basarse en los números y no en el sentir popular para tomar determinaciones concernientes a ídolos e íconos de la institución. El resultado fue tan aplastante hacia las glorias que no hubo más remedio que acatar.

Angelici optó por apagar su teléfono luego de la derrota de Boca ante Estudiantes. Quizás no quiso estar ubicable para recibir las presiones que recibiría posteriormente. El jueves media comisión directiva amenazó con renunciar si el despido de Bianchi no se materializaba. Estos individuos, previo a vociferar tal advertencia, tuvieron la venia de Mauricio Macri, a quien acudieron antes. El mismo Jefe de Gobierno Porteño se comunicó con la máxima autoridad xeneize y le dijo con un tono firme que tenía que accionar. Si desde que asumió en la Ciudad el hijo de Franco había mantenido una buena cuota de poder dentro del club, no iba a privarse de usarla en un día casi festivo como este.

El empresario de juegos de azar tomó la decisión más trascendente de su mandato al verse acorralado: Decidió echar a Bianchi. Se apoyó también en líderes de su gestión, como Orión. El arquero, anteriormente señalado como proveedor de secretos a la prensa, hoy es uno de los jugadores modelo para la dirigencia.

Distinto fue el accionar con Riquelme, a quien empujaron a irse, pero jamás tuvieron la valentía de echar. El ahora ex entrenador xeneize creyó que tenía que preparar el partido del domingo hasta que un llamado le hizo recapitular y convertir el entrenamiento en despedida. Atrás quedaron meses de más errores que aciertos, mucho desgaste, discusiones con un periodismo que osciló entre la mala intención y los intereses políticos del club (que exceden al club, claramente)

Alguna vez Angelici en campaña deslizó que Riquelme era un líder negativo y que dividía al equipo. Sincero como pocas veces, se le escapó que “Mauricio (Macri) no olvida aquel Topo Gigio”. Criticó la demagogia de la gestión Ameal, que había retenido a Riquelme y traído a Bianchi (como mánager). Poco tiempo después, ellos fueron su caballito de batalla para sostenerse en el cargo. Pero la idea no era tenerlos, sino usarlos. Cansarlos, desgastarlos y lograr que se vayan de motus propio. Para poder apelar al infalible: “Yo los traje y le di el gusto al hincha. Ellos eligieron irse”.

Hoy la que está cansada es la gente, desgastada luego de perder dos ídolos y ver pobres resultados. Angelici afirmó que prefería ser el blanco de los insultos, quizás, creyendo que eso aliviará algo. Ahora no contará con las viejas glorias como paraguas. Esta vez, si quiere darle el gusto a los hinchas, deberá imitar el destino de sus ex salvadores.







Temas relacionados

Juan Román Riquelme   /    Carlos Bianchi   /    Mauricio Macri   /    Daniel Angelici   /    Boca Juniors   /    Deportes

Comentarios

DEJAR COMENTARIO