Política Chile

CORONAVIRUS

Piñera llama a la "normalidad" sin insumos de protección personal y sin control real de curva de contagios

Piñera anunció este domingo al regreso presencial de los funcionarios del sector público. Sin test masivos ni ventiladores mecánicos ni insumos médicos, el Gobierno busca atropellar los derechos de la clase trabajadora.

Lunes 20 de abril | 13:24

En la noche de este domingo, Piñera realizó una cadena nacional para transmitir un mensaje respecto a las medias anti obreras y pro empresariales de su Gobierno para enfrentar la crisis sanitaria del coronavirus en nuestro país, que a la fecha ha cobrado la vida de 139 personas y suma un total de 10.507 contagiados.

El presidente anunció el regreso gradual de las clases durante el mes de mayo y el regreso presencial de los funcionarios públicos a partir de esta semana, fecha que coincide con el ascenso de contagios pronosticado por el mismo gobierno para la última semana de abril y primera semana de mayo. Y es que las incongruencias e inconsistencia de información que entrega el gobierno nos lleva de fondo a una política criminal cuando se trata de atropellar los derechos de la clase trabajadora.

El Gobierno llamó a la responsabilidad individual de los trabajadores para el regreso a la "normalidad" en medio de la pandemia, ya no existe la política #QuedateEnCasa impulsada hace unas atrás, ahora se llama a trabajar sin importar las medidas necesarias salvaguardando las ganancias empresariales con la reapertura de los centros comerciales de los malls y el regreso presencial de trabajos no esenciales.

Paula Daza, subsecretaria de la salud, señaló ir gradualmente al trabajo planteando evitar aglomeraciones y promoviendo el uso de las mascarillas, las cuales han sido exigidas por los funcionarios de la salud ante la falta de insumos en la salud pública. "Nuestra nueva normalidad requiere de una implementación prudente ", expresó Daza, luego de decir que "Se puede tomar un café con 4 o 5 amigos", al responder la pregunta frente al volver al contacto físico con cercanos. Lo cierto es que el gobierno sólo le ha interesado las ganancias de las grandes empresas en desmedro de la salud de miles.

El argumento del gobierno para llegar a la normalidad es del 1,6 de RE, el cual indica el número de personas contagiadas por caso de contagios. Es decir, según el gobierno este número bajó en relación a las semanas anteriores y sería el indicador necesario para poder funcionar. Sin embargo, el gobierno sigue jugando a la lotería pues, la curva de contagios es prácticamente indescifrable por la poca cantidad de test realizados diariamente.

Te puede interesar: La ilusión de Mañalich: Sin tests masivos el gobierno mantiene "controlada" curva de contagios

Arturo Zuñiga, subsecretario de redes asistenciales, se burló en nuestras narices agradeciendo a la iniciativa de una mujer de Concepción quien entregó mascarillas gratuitas a los habitantes de esa ciudad ¿por qué no es responsabilidad del Estado? A la fecha los ventiladores mecánicos disponibles ha disminuido a 538, mientras que la cantidad de pacientes con ventilación mecánica ha ascendido a 296. Mientras que la polémica de la obtención de ventiladores mecánicos sigue siendo el fusible que saltará para el gobierno, varias inconsistencias del discurso del gobierno son cuestionadas por periodistas y medios de comunicación ante la compra de solo 46 ventiladores mecánicos y la falsa donación del gobierno Chino.

El gobierno llama a la nueva normalidad sin test masivos ni ventiladores mecánicos ni insumos médicos. Se trata condenar a quienes realizan sus funciones en servicios no esenciales, a poder contagiarse eventualmente, producto de la avaricia de empresarios, quienes con el aval del gobierno, pueden hacer y deshacer con la vida de los trabajadores trabajadoras.

¡Que los organismos de trabajadores convoquen y organicen a un gran paro nacional ya! Es en este contexto que se vuelve esencial la organización y coordinación en contra de este gobierno de empresarios y banqueros, cuya prioridad se encuentra en el mantenimiento de las ganancias empresariales de los magnates, por sobre la vida de los trabajadores, sectores más golpeados por el contexto de la pandemia.

Es necesario que las direcciones de la CUT y los organismos centrales de trabajadores, llamen a un paro nacional de los sectores no esenciales. ¡Nuestras vidas valen más que sus ganancias! ¡Basta de que el gobierno y los empresarios jueguen con nuestras vidas!

Te puede interesar: Una mas de la CUT: Buscan sentarse con el gobierno a monitorear los despidos







Temas relacionados

Covid-19   /    Coronavirus   /    Nuestras vidas valen más que sus ganancias   /    Política Chile   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO